No vivas pesándote en la balanza

subir masa muscularLa balanza es realmente adictiva y un obstáculo para que puedas conseguir masa muscular, en serio para no sentir que no ganaste nada es mejor pesarse cada mes o máximo una vez a la semana.

Te diré cómo te afecta vivir pesándote en la balanza y la manera que podría estropear tus resultados.

Si bien estar viéndose en el espejo puede ser narcisista o egocéntrico me gusta hacerlo y la verdad el espejo me dice más que una balanza. Claro si te ves todos los días no verás cambios, pero a mí me gusta verme a veces con cierta ropa para ponerme feliz por lo que he logrado.

Otra cosa es la balanza, realmente vivir pesándose ahí no es lo más saludable, estás enfocado en subir de peso y ese peso puede ser grasa, gelatinosa grasa. Es mejor subir masa muscular y verse muy diferente en el espejo.

Si se te hace una adicción te recomendaría botar la balanza a la basura, sí deshazte de ella porque si estás muy obsesionado te pones ansioso y es posible que no hayan resultados y podrías subir de peso en pura grasa.

La balanza no es ningún buen juez y tiene mucho que ver tu altura, por ejemplo si eres muy bajo no estés esperando pesar 100 kilos que será mucho más fácil para una persona de dos metros.

Mira más el espejo y si te ves grande y definido la balanza no es nadie para decirte si estás bien o mal. Claro puede ser una medida más precisa y puede no parecerte lógico prescindir de ella, pero cuanta más tu apariencia que presumirle a tus amigos tu peso.

O peor presumir que alzas demasiado peso y estar flaco, es mejor alzar menos y verse grande al igual que es mejor no pesar tanto pero verse enorme en músculo.

Así que aumenta masa muscular, ese debe ser tu enfoque, no el peso. Puedes tener metas de pesar 100 kilos y eso está bien pero nunca olvides que quieres verte bien y atractivo, no un monstruo deforme o mucho peor un gordo de esos gigantes sin definición.

Esos tipos que se hacen grandes y nunca se definen no se les ve la masa muscular así que simplemente se les toma como gordos, muy grandes. Pueden intimidar y todo, pero no son atractivos así, entonces no te conviertas en eso.

Así que no te peses tanto en la balanza, sí verás cambios pero dale tiempo. Sólo así se consigue algo, vas a ver la diferencia.

¡Comenta! Debatamos en Foro acá abajo…


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.